lunes, 20 de junio de 2016

La noche del Chino.

-->
Dicen que los grandes jugadores aparecen en los momentos que más lo necesitan sus equipos y fue eso precisamente hizo Héctor Javier “El Chino” Morales el viernes pasado al marcar dos goles en los minutos finales del partido del AFC Ann Arbor frente al Lansing United para darle el triunfo 3-2 a los suyos y mantenerlos en la cima de su grupo.


Morales que inició en gran forma el Campeonato siendo pieza vital del AFC en el mediocampo, pero después había alternado algunas fuertes presencias con algunas menos afortunadas como contra Detroit donde el capitalino pasó casi desapercibido en la mitad de la cancha.

El no haber podido conseguir goles hasta lo había mantenido alejado de los reflectores noticiosos, pero este viernes las cosas cambiaron radicalmente.

El viernes en la tarde el AFC recibió al Lansing United en su casa tras haber perdido con ellos en la primera vuelta, única derrota que hasta ahora acumula el equipo de los cubanos.

Los fantasmas del primer partido empezaron a aparecer cuando a los 48 minutos Lukas Muszong ponía a la visita arriba y se cernieron sobre el estadio del Ann Arbor a los 68 con el gol de James Decosemo que ponía el marcador 2-0 a favor del Lansing.

Willy Bayemi le dio vida al AFCC a los 79 y preparó el terreno para el show de Morales que a los 88 empujó al fondo de las redes un balón suelto en el área del Lansing empatando el juego.

Tres minutos más tarde Tristan Jacobs disparó desde afuera del área,  el portero dio rebote que cayó a los pies del Chino que la mandó a guardar para el 3-2 y selló una remontada espectacular.

La actuación le mereció a Héctor Morales el primer nombramiento del jugador del partido desde que llegó a Michigan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada