domingo, 13 de marzo de 2016

Alonso marca en causa perdida.




El cubano Osvaldo Alonso abrió su cuenta goleadora con el Seattle Sounders en la temporada del 2016, pero ni su gol, ni su excelente trabajo en el mediocampo sirvieron para que el equipo de Seattle se pudiera llevar por lo menos un punto en su visita al Rio Tinto Stadium.

Alonso quien no marcaba para el Sounders en temporada regular desde el 2012 consiguió su gol a los 29 minutos para poner delante a su equipo, en una jugada que arrancó de sus pies, tras guapear y recuperar un balón en la media cancha Ozzie abrió hacia la izquierda para la aparición de Joevin Jones que se conectó con el paraguayo Haedo Valdés pero el disparo de este fue manoteado por Nick Rimando pero el balón suelto quedó para Alonso que entraba por el segundo palo y que lo depositó en el fondo de las redes.

Sin embargo el equipo Esmeralda, que ha tenido que lidiar con un gran número de jugadores lesionados en este arranque del torneo no pudo conservar la ventaja, ni la calma en los minutos finales de ambos tiempos en los que recibió los dos goles. Primero al 43, ogra de Sunny y por último al 85 cortesía de Olave.

Si bien su equipo se maneja en un mar de dudas (dos derrotas en dos salidas), Alonso de quien se rumoró durante la pretemporada que podría salir del equipo, tuvo otra soberbia tarde en la que computó 39 pases completos de los 43 que intentó a lo que sumó 6 balones interceptados además del gol.

Ahora el equipo del Sounders deberá ver como recompone el paso negativo en el arranque de este torneo cuando visite al Vancouver Whitecaps donde milita el también cubano Kianz González 

VANCOUVER CAE ANTE EL SPORTING KANSAS CITY.

Mientras tanto el Vancouver Whitecaps cayó en su vista al Sporting Kansas City con marcador de 1-2, tras haber jugado con 10 hombres toda la segunda mitad del partido, mitad en la que curiosamente cayó el gol del equipo canadiense, conseguido por Pedro Morales desde el punto de penal.

El cubano Kianz Froese quien había partido de titular en el primer partido de los Whitecaps en la liga, jugando 66 minutos, fue uno de los sacrificados tras la derrota en la jornada inicial y debió arrancar el partido en el banquillo de suplentes pero fue mandado a la cancha de juego a los 45 minutos cuando ya el equipo estaba en desventaja 0-2.

No hay comentarios:

Publicar un comentario