lunes, 4 de mayo de 2015

Cooper mantiene el pulso.

Y si en el Oeste y en la Liga Pepe, anda con un excelente paso, en el Este, el camagüeyano Odisnel Cooper sigue mostrando su calidad y siendo factor importante en el excelente comienzo de temporada del Charleston Battery.
En lo que se preveía como el partido más ríspido del comienzo de temporada para el Battery, el equipo de Carolina del Sur visitó al Richmond Kickers para reeditar una de las rivalidades más antiguas de la USL y el partido fue lo que prometía, con Cordovés en el banco, Cooper y Chang fueron de la partida, siendo el primero el más exigido por un equipo rojo que buscó asediar la puerta del cubano poniéndolo a prueba en varias ocasiones, respondiendo con gran tranquilidad y seguridad en las ocasiones en las que la caída de su marco dependió de su accionar.
Sin embargo no pudo conseguir su segundo partido sin goles y vio caer su meta en par de ocasiones, primero tras una gran jugada del extremo derecho del Richmond quien tras dejar a sus dos marcadores atrás en una jugada individual se adentró en el área y sacó un busca pies que alcanzó a ser desviado en medio del tráfico de piernas venciendo al Gato para el primer gol de la noche y después a la salida de un corner, un centro al primer palo cabeceado con maestría por el delantero del Richmond que clavó el frentazo en la horquilla del primer poste.
Por su parte Chang volvió a ser el de siempre, inquieto por la banda o tirándose al medio, con sus pases largos punzantes, que esta vez no pudieron ser aprovechados por sus compañeros, además de haber estado a punto de convertirse en el gran héroe de su equipo cuando a los 90 trató de colocar un balón con comba a pase de Cordovés, desde afuera del área pero que acabó siendo contenido por el meta de Richmond ahogando lo que parecía ser el tercer gol del Battery.
Para Cordovés muy poco ofreció el partido y quizás la mejor de la noche fue en el minuto final cuando luchó un balón caracoleó tratando de quitarse la marca y cuando parecía que acomodaba para el cañón de su pierna izquierda vio la mejor ubicación de Chang entregándole el balón a su compañero para el disparo ya arriba comentado.
Al final fue un dos a dos que dejó al Charleston feliz y a los tres cubanos con sus nombres entre los líderes de los diferentes departamentos, así Cooper se ubicó séptimo en promedio de goles en contra con un 1.33, décimo en el porciento de atajadas con .692, quinto en atajadas con 18 (a cinco del primero) y octavo en el promedio de atajadas por partido con 3.00.
Mientras que Cordovés a pesar de no haber visto mucha acción en los dos últimos partidos de su equipo, es noveno entre los goleadores con 3 en cinco partidos, para un promedio de .60 que lo ubican 5 en ese rango, además de ser el máximo realizador de su equipo. Dos de esos goles le han permitido a su equipo ganar los partidos lo cual lo coloca en el tercer puesto en ese renglón. Y a pesar de no estar entre los 10 primeros con más puntos (7), ocupa el séptimo puesto entre los de mejor promedio de puntos por partido con 1.60.
Por su parte Maykel Chang se mantiene como el segundo jugador con más asistencias en el torneo (4), así como en el promedio de asistencias por partido (0.87) sólo superado en ambos casos por el jugador del LA II: Raúl Mendiola quien en siete partidos (uno más que Chang) acumula 6 y .86 respectivamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada