viernes, 29 de agosto de 2014

Gio se retira.


La noticia fue un verdadero mazazo, un golpe al mentón que nos deja grovy y dar un paso atrás buscando recuperarnos para poder asimilarle. Yordany Álvarez, el “10” se retira, una decisión que conociendo el amor que el muchacho de la Perla del sur tienen por jugar debe haber sido aun más devastadora para él.

La historia comenzaba unos meses atrás cuando Gio se desplomaba en el medio del terreno en un partido del Orlando City, fueron minutos de zozobra para todos los amigos que veíamos el cuerpo de Yordan sobre el césped por sólo unos segundos para después perdernos en la desesperación del rostro de los presentes, única imagen que las cámaras de televisión mostraba hasta que el moreno se levantaba y por su propio pie abandonaba el terreno de juego.

Fue un aire de tranquilidad al que le siguieron largas semanas de exámenes y visitas a diferentes cardiólogos incluyendo los más avezados en el país que terminaron por recomendarle al oriundo de Cienfuegos que debía dar un paso al lado en su carrera deportiva por el bien de su salud.


Considerado como el jugador más talentoso de una de las generaciones más grandes del futbol cubano de los últimos tiempos: La Generación Carrazana, el Yordan brilló por su habilidad con el balón, por su liderazgo dentro del camp de juego, fue el jugador distinto, el hombre capaz de sacar una jugada mágica de la chistera y cambiar con ella el rumbo de un partido.

martes, 26 de agosto de 2014

El extraño caso del fichaje de un futbolista cubano

Por: Fidel Alejandro Manzanares. (Tomado de http://mipuntodepenalty.wordpress.com)
No se si el chino me estaba “inflando” con su jerga reguetonística. Tenía que cerciorarme. Entonces supe de su presencia en los entrenamientos del equipo de futsal de Camaguey. Hasta el recinto de la Polivalente me mandé bajo un sol abrazador, excitado por la corriente de los valores noticia.
Le hablé  sin muchos rodeos, y para que no hubiese distancia en el diálogo también puse en práctica mis habilidades léxicas del farandulezco diccionario de la calle.
“Chama, ¿qué hay? Me dijeron que firmaste en Suiza.”
Y la conversación resultó breve pero interesante.Pues resulta que a Keyler García, ex miembro de las selecciones nacionales en todas las categorías inferiores del futbol cubano, le ficharon en la tercera división del balompié en Suiza. Y lo tremendo es que no tuvo que agenciarse ningún papelito de Cubadeportes. Se convirtió por obra y gracia de las nuevas leyes migratorias de este país en un verdadero pecador ante la Santa Inquisición.
“Acá me dijeron que me olvidara del equipo nacional. ¡Qué gracia me da! Hace dos años, en mi mejor momento, me desaparecieron de cualquier convocatoria. Estuve en giras en Jamaica y Bolivia… de titular. Luego recuerdo, que para los viajes a Estados Unidos no aparecía en la lista. Creían que me iba a quedar. Recogí y no jugué más hasta este año”.

lunes, 25 de agosto de 2014

De 0-2.

Sin Cervantes, no aparece quien pueda mover los hilos de la
selección
Con dos derrotas y una paupérrima actuación en su gira por Centroamérica regresó la selección cubana de futbol a La Habana donde le espera un futuro tan incierto como su actualidad camino a la Copa del Caribe.

Los cubanos que en su primer partido cayeron claramente ante una Panamá sin sus mejores hombres tampoco pudieron contra una Guatemala con las mismas características pero de calidad inferior a la vista en el cuadro camalero.

Ante u equipo romo, que se conformó en la primera mitad en tener el balón en su zona defensiva, Cuba ofreció pocas o mejor dicho nulas opciones ofensivas y se conformaba con ver al conjunto local pasear el balón de manera horizontal lejos de la cabaña defendida por Diosvelis Guerra aunque la entrada de Dayron Blanco en lugar de Yenier Rosabal hizo que el equipo se viera hasta cierto punto con mayor solidez en el sector derecho que en su juego contra Panamá.

Sin embargo la actitud pasiva, las imprecisiones y la falta de un buen planteamiento táctico impidieron que Cuba pudiera mostrar una mejor cara ante un equipo más accesible, sobre en la primera mitad ya que tras el descanso los chapines pusieron el pie en el acelerador y pusieron en jaque la meta cubana constantemente, sin que nuestra escuadra encontrara como sacarse la presión de encima, presión que terminó por dar frutos tras un error en la marca al quedar dos jugadores guatemaltecos in marca dentro del área para poder recoger una pelota que Yasmany López peleo desde el suelo.

El gol pareció, para los nuestros, solo un hecho anecdótico pues Cuba no cambió nunca su forma de jugar, siguió intentando los pelotazos largos en busca de que Ciprían primero y que Puga después pescaran algún balón y tratarán de salvarle el día a la falta de ideas de su director técnico cuya mayor virtud acaso fue darle juego a la totalidad de los jugadores que hicieron el viaje al darle entrada a Michel Márquez y al portero Arael Argüelles, este último con un par de buenas intervenciones que evitaron el segundo gol Chapín.

En resumidas cuentas el partido y la gira sirvieron solamente para corroborar que en Cuba hay buenos jugadores, pero que el equipo Nacional es un desastre total, que el futbol se mueve en sentido erróneo, que los 10 partidos que dura el Campeonato Nacional no son suficientes, que los jugadores deben salir a jugar a otras Ligas y que necesitamos un director técnico de experiencia, capaz de leer los partidos, de aprovechar las características de sus jugadores y usarlos en las posiciones donde puedan rendir mejores dividendos al equipo.

La Habana cuarta en Torneo de la CONCACAF.

El equipo cubano de futbol sala que participó con el nombre de La Habana en el primer torneo de futbol sala de la CONCACAF, efectuado en el Domo Polideportivo de la Ciudad de Guatemala, no pudo subirse al podio de premiaciones al terminar en la cuarta posición.

Ubicada en el Grupo A, la escuadra dirigida por Clemente Reynoso inició su camino venciendo a la UES de El salvador por un apretado 2-1, gracias a los goles de Reynier Fiallo a los 12 y 54 minutos, Guillermo Rosales había empatado transitoriamente para la escuadra salvadoreña.

Al día siguiente los nuestros cedieron 1-5 frente al potente equipo local Glucosoral, que resolvió desde temprano el encuentro y ya a los 16 ganaba 4-0. El primer gol local caía a los 6 minutos por intermedio de Marvin Sandoval, mientras que Miguel Santizo subía la cuenta a 3-0 en apenas dos minutos con goles a los 10 y 11 minutos, Billy Pineda, a los 16, colocaba el cuarto para el Glucosoral, mientras que el quinto lo convertía José Mansilla a los 55, nuevamente Fiallo se apuntaba en el marcador con el gol del consuelo a los 64’.

Si bien lo abultado de la derrota, la victoria en el primer partido ya les había asegurado una plaza en las semifinales, misma que debieron dirimir frente a los ticos de Borussia, que habían salido airosos en sus dos partidos de la fase de Grupos (5-0 sobre el Sidekicks y 6-4 sobre el FC Toronto).

Paso que continuaron sobre los nuestros al desarmarlos completamente con un inobjetable 8-1, mismo que se comenzó a gestar desde muy temprano y como en el juego frente a Guatemala, a los 16 ya el marcador exhibía un 4-0 en contra del conjunto cubano. El primer gol llegaría apenas a los 4 minutos por intermedio de Marco López y dos minutos más tarde Edwin Cubillo ponía el 2-0. A los 12 Alonso Cordero acomodaba el 3-0 y a los 16 Sebastián Espinosa dejaba las cosas 4-0.

A los 19 minutos Marco López anotaba su segundo de la noche y a los 48 Edwin Cubillo lo imitaba para dejar las cosas 6-0.

Apenas un minuto más tarde Jhonnet Martínez descontaba por parte del conjunto de cubano pero Luis Navarrete y Minor Cabalceta redondeaban el marcador en favor de los ticos con sus goles al 57 y 59 respectivamente.

El Domingo los de Clemente buscaría resarcirse en la lucha por el tercer lugar y Luis Junior Portal ponía a los suyos delante a los 50, pero apenas duró la alegría en las huestes cubanas ya que dos minutos más tarde Mario Hernández ponía la paridad en el marcador, mismo que ya no se volvería a mover, por lo que hubo que recurrir a la definición desde el punto penalty y desde allí los mexicanos del Sidekicks fueron mejores al convertir sus dos cobros en los pies de Adrián González y Moreno Bogar, mientras que por Cuba sólo Portal lograba embocar el suyo ya que tanto Isven Román como Alejandro Marrero fallaban sus intentos dejando de esta manera la medalla de bronce en manos aztecas.