sábado, 30 de noviembre de 2013

47

Es el número atómico de la plata y el titanium, además de ser el decimonoveno número primo, un número ordinario, que yace entre el 46 y el 48, al menos, eso dicen las enciclopedias, pero después de la salida del último ranking de la FIFA, el 47 se ha convertido en el número de la imnominia, de la falta de respeto y la burla.
Confieso que aun no salgo del estupor cuando revisando el último escalafón FIFA encuentro en la pocisión 47 del mismo a la selección cubana de futbol, la cual no sólo aparece en dicha pocisión sino es la que ha dado un mayor salto de pocisiones desde la última entrega así como la de mayor cambio de puntos en el último mes.
Y no, no es que me moleste ver a mi amada selección en dicho puesto, pero resulta una total falta de respeto a las demás selecciones, al aficionado cubano y a nuestros futbolistas que una selección fantasma, que no juega desde el mes de Junio y cuyos miembros se encuentran exparcidos a lo largo y ancho de la isla, sin que siquiera algunos de sus miembros entren en contacto con la redonda, escale puestos en el ranking de la FIFA, más aun si lo hace de una manera tan desmesurada.
El lugar 47, significa un premio a la desfachatez, al mal trabajo y la mediocridad de unos Federativos que han convertido al Pedro Marrero, más que en la Catedral del Futbol Cubano y centro de entrenamiento y mejoramiento de nuestros atletas, en una tienda más donde se vende y negocia los tacos y balones que deberían estar destinados a nuestros atletas y de esta manera encontramos a nuestros seleccionados nacionales, tal y como ocurre con la selección femenina de mayores cuyos integrantes deben lidiar con tacos o muy pequeños o grandes lo cual impide su correcta preparación y que obliga a que sean las mismas atletas las que tengan que “resolver” su propio calzado, además de otras cosas.
Habrá quien me diga que el ascenso de Cuba se debe a la pérdida de puntos de otras selecciones, pero el pensar que 27 selecciones se hayan desplomado a pesar de jugar internacionalmente es tan ofensivo e ilógico como el propio puesto 47 y aun siendo cierto esto otra pregunta sale a flote, ?de donde salen los puntos acumulados por la Tricolor este mes?
Dejémonos de cuentos, no puede estar en el lugar 47, por mucho que lo querramos y por muchas vueltas que le demos al asunto, y no sólo por el pobre nivel y mal juego que bajo el mando del granmense Walter Benítez la selección ha tenido, más allá del Campeonato del Caribe o el pase a la segunda ronda del Copa Oro, sino porque es un equipo que no juega internacionalmente, un equipo que en lo que va de año solo acumula cuatro partidos, tres de ellos derrotas por goleadas, incluyendo la paliza histórica que nos dió Panamá en el cierre del la Copa de Oro, equipo al que tradicionalmente se le juega bien y que bajo el mando de Alexander González, se le complicó la vida en su casa y se le arrancó un punto en el Marrero durante las eliminatorias Mundialistas.
El aceptar o celebrar el lugar 47 de Cuba en el Ranking FIFA, es faltarle el respeto a nuestros futboistas, más que reconocerles el esfuerzo, pues aceptar el lugar 47 es como decir que las cosas se están haciendo bien, y eso sabemos que no es cierto.
La Federación habrá cambiado de cabeza visible, pero sigue siendo la misma manada de incompetentes y negociantes, con algunas excepciones, porque aun en el más podrido de los sacos, siempre encontramos manzanas buenas. Una Federación incapaz de conseguir partidos internacionales, no solo para la selección de mayores a la que se le prometió jugar en todas las fechas FIFA posteriores a la Copa de Oro, sino también para nuestra gloriosa Sub 20, ahora convertida en Sub 21, a la cual han consentrado desde Septiembre con promesas de viajes a Venezuela, Panama, El Salvador y pronto porque no, a la Luna, total da igual el lugar, las cosas siempre quedan así en nada, puras promesas y palabrerías.
Una Federación incapaz de manejar a la Empresa Cubana encargada de las obras de la cancha de La Polar, empantanda como todo lo que a lo que al futbol cubano se refiere, una Federación carente de ideas, de visión, que intenta de revivir un torneo de Segunda División para la próxima campaña a pesar del Fiasco de la misma en la última intentona hace un par de años atrás.
Disculpen pero no estoy feliz, como debiera, con ese puesto 47, y no puedo estarlo, como buen amante de mi futbol, esa pocisión me da más repugnacia que felicidad pues es darle alas a los malechores para que sigan viviendo de nuestro futbol y destruyendo, pues en definitiva el circo este que la FIFA llama Ranking dice que está entre las mejores 50 selecciones mundiales y números son números.
El 47 es solo un premio de mafiosos para mafiosos y nada más, a mi no me tapan los ojos, la verdad no se puede ocultar detrás de númeritos ficticios, disculpeme 47 usted puede ser muy el peso atómico de la plata, pero en mi futbol, es solo el número de la infamia.

1 comentario:

  1. no te preocupes que cuba va a el lugar que se merece en el ranking de enero

    ResponderEliminar