lunes, 11 de junio de 2012

El Estadio: Rommel Fernandez.

Pocos escenarios en este hemisferio han visto más al equipo cubano de futbol como el Estadio Rommel Fernández de la Ciudad de Panamá. Tan solo la selección mayor cubana ha jugado en 25 ocasiones (con saldo de 11 victorias, 5 empates y 9 derrotas, 38 goles a favor y 25 en contra) en dicho recinto desde que se construyó el mismo en 1970, llamado entonces Estadio de La Revolución, con motivo de los XI Juegos Centroamericanos y del Caribe efectuados ese año en territorio panameño.
Inaugurado el 6 de Febrero de 1970 con el nombre ya mencionado, fue rebautizado con su nombre actual en 1993 en homenaje al futbolista panameño de ese nombre quien falleciera en un accidente automovilístico en la ciudad de Albacete, España el 6 de Mayo de 1993.
El Estadio contaba en sus inicios con capacidad para 22 000 espectadores, pero en el 2006 se iniciaron trabajos de remodelación que aumentaron la capacidad hasta 32 000 espectadores reinaugurándose el 9 de Abril del 2010 con motivo de los IX Juegos Centroamericanos.
Ha sido sede, además de los torneos mencionados de: Los Juegos Bolivarianos de 1973, Copa de la UNCAF 2003, Copa Centroamericana 2011, entre otros.
Su campo de juego es de césped natural y tiene unas medidas de 105x68 metros  
Fue en este Estadio que Cuba volvió a los primeros planos del futbol futbolístico en nuestra área al ganar nuevamente, después de cuarenta años, el Campeonato de Futbol de los esos juego.
Allí  se vivió una de las noches más amargas de nuestro futbol: la eliminación rumbo al Campeonato Mundial de Futbol de Argentina 1978. Armados con un extraordinario equipo la selección cubana, a la que se le había robado la clasificación en Haití sólo unos días antes, sin su máxima estrella: Jorge Massó, no pudo, en la noche del 29 de Diciembre de 1976 contener al Emmanuel Sanon, quien con dos goles le dio el paso a la siguiente ronda a la representación de Haití.
Fue también en el Rommel Fernández que se esfumó el sueño olímpico del 2000 y donde se dió el primer paso para la clasificación a la Copa de Oro del 2002.
Esta será la cuarta vez que Cuba juegue un partido eliminatorio rumbo a un Mundial en el Rommel Fernández ya que al mencionado equipo contra Haití hay que sumarle los dos partidos de 1996 camino a Francia de 1998, eliminatoria en la cual Cuba debió jugar todos sus partidos como visitantes.
En aquella ocasión la escuadra cubana llegó para su primer encuentro a suelo Panameño tras una estrepitosa caída (0-5) en San Salvador y nadie se atrevía a pronosticar un resultado positivo para los nuestros, sin embargo con dos goles del espirituano Eduardo Sebrango y uno del capitalino Manuel Bobadilla los cubanos sacaron una victoria de 3-1, para la vuelta, con los nuestros ya eliminados tras las derrotas ante Canadá y el Salvador, los panameños nos devolvieron la dosis 1-3.

No hay comentarios:

Publicar un comentario