domingo, 19 de diciembre de 2010

Todo por una pasión

Armando Rodríguez Rodríguez
Fotos: JK

todo1.JPG.jpg
En el mundo de los deportes hay uno que es conocido como el más uni versal de todos: el fútbol.
Para llegar a lo más alto de esta disciplina es necesario un férreo entrenamiento desde edades tempranas. Solo quienes más entreguen, podrán recoger después los frutos.
El equipo categoría 11-12 de la capital practica tal concepto en su rutina diaria. Este elenco viene junto desde edades inferiores, y en la de 10-11 se convirtieron en campeones nacionales.
Luis Manuel Elejalde, entrenador de los campeones, comenta: “Estoy con el equipo desde la categoría anterior, en la que nos coronamos. Llevaba tres años desempeñándome con estas edades, pero es la primera vez que alcanzamos ese lauro.
“Enseñarles es muy gratificante, pues vemos formarse niños que después pasarán a integrar el equipo grande. Aunque no es fácil.
“Para lograr el triunfo entrenamos duro, quizás por eso en la zonal y en la final nacional, quedamos invictos. También obtuvimos reconocimientos. Los goleadores más destacados, el mejor portero y el jugador más valioso fueron de nuestro equipo.”
La calidad de estos niños se aprecia al ver sus resultados. Terminar invictos, en la competencia que sea, no es algo que todos puedan alcanzar.
En la final, por la zona central, pasó Ciego de Ávila y por la oriental quedó Granma. El último enfrentamiento lo tuvieron contra los del centro, a los que derrotaron tres anotaciones por dos.
Concluye Luis: “Ahora ya están en una categoría superior. Los estamos entrenando duro con vistas a las competencias de abril. Nuestra meta es la misma, traer el cetro para la ciudad”.
QUE HABLEN LOS PROTAGONISTAS
todo2.JPG.jpg


Rolando Aldahir, medio campo, es el capitán desde hace un año y máximo anotador del citado torneo, con seis goles, compartido con otro compañero de equipo, además de llevarse el galardón de jugador más valioso.

Aldahir explica: “Yo llegué al fútbol con siete años. Siempre ha sido mi deporte preferido. Para alcanzar la cima entrenamos muy fuerte, por eso el cetro, de hace un año, constituyó un buen estímulo y me obliga a dar lo mejor de mí en cada momento. Nuestra meta es volver a ganar la nacional. En lo personal espero llevarme algunos lideratos”.
Geosbel Pérez es el delantero del equipo. El pasado año quedó empatado en anotaciones con su coequipero; él expresa: “Gracias a un entrenador llegué a esta disciplina. Mi papá fue pelotero, yo quería practicar ese deporte, pero un día fui a los entrenamientos de fútbol y de ahí en adelante me quedé aquí”.
“Llegar no es fácil. Todos los días tengo que esforzarme más si quiero obtener mis metas. Mi único anhelo es repetir el título, y volver a ser el líder de goles. Sé que tengo a un rival fuerte por delante, pero me preparo a conciencia.”
Nadie logra nada en la vida sin esforzarse. Estos niños no son campeones nacionales por casualidad, hay todo un cúmulo de esfuerzos por parte de ellos, sus entrenadores y, por supuesto, los padres. Justo reconocimiento a quienes lo merecen. (Tomado del Periodico Tribuna de La Habana)

1 comentario:

  1. También se trabaja muy duro el futbol en Ciudad de la Habana. Hay varios terrenos y por ejemplo en los terrenos aledaños a la Ciudad Deportiva se aprecia la masividad. Han tenido apoyo externo y eso ayuda y motiva. Que les vaya BIEN.

    ResponderEliminar